The Comics Journal #303

TCJ-303-3D

El número 303 de la veterana revista especializada de Fantagraphics supuso, el pasado año,  su retorno  tras seis años sin dar señales de vida, y con un nuevo formato más parecido al habitual durante mucho tiempo (los números 301 y 302, de los que hablaré próximamente, fueron un breve experimento en un formato de libro, de libro MUY grueso). Para mí también significó volver a su lectura y recordar por qué la disfruto tanto (y también me recordó lo triste que es que no haya nada similar en castellano. Lo más parecido fue en su momento U, el hijo de Urich).

Dedicado en gran parte a Tomi Ungerer, con una introducción de 33 páginas y una entrevista de 47, ambas a cargo de Gary Groth, resultó por desgracia la última entrevista al dibujante e ilustrador francés, que falleció pocos meses después. En ella se hace un recorrido exhaustivo por la apasionante vida de Ungerer, que aprovecha para dejar claras sus, a veces, polémicas opiniones. Habla de su infancia bajo la ocupación nazi, los complejos respecto a las mujeres de los que responsabiliza a su madre (“básicamente, soy un misógino. De hecho, diría que la única forma de liberarse de la mujer es mediante la masturbación, porque en ella puedes hacer realmente lo que quieras”), sus críticas a los clásicos de las tiras de prensa americanas (“Detesto Peanuts, Pogo o Krazy Kat, los detesto a todos ellos.”), su amistad con Philip Roth, su ateísmo convencido… El mejor y más completo perfil de Ungerer que queda ya como testamento.

La revista se completa, además de con las secciones que prometen ser habituales, con una muestra del cuaderno de bocetos de Antoine Cossé, un dossier sobre el nuevo mainstream o una más breve entrevista a Fifi Martinez. Pero quiero destacar también un emocionante texto acerca de Steve Perry, guionista de la serie de animación y de los cómics de Thunderbolts, cuya vida, tras un revés de Marvel a sus aspiraciones profesionales, pasó por una ruina económica absoluta, cinco hijos de diferentes mujeres, un grave cáncer y un dramático final siendo asesinado y desmembrado por sus compañeros de piso. Sobrecogedor.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s