El trabajo apesta

hutch.jpg 

Ayer, casualmente, fue un día en el que una peli y un tebeo se encargaron de recordarme lo patéticos que resultan los trabajos de oficina (como en el que estoy ahora mismo) y lo dóciles que nos hemos vuelto ante el arrollador engranaje capitalista. La película es Trabajo Basura, dirigida por Mike Judge en 1999, y refleja en algunos momentos de forma magistral la imbecilidad de los trabajos en las grandes empresas (o en las pymes, lo mismo da). Vale que pasada la primera media hora se ablanda y pierde el rumbo, pero merece la pena sólo por esa carcajada amarga que te arranca en los primeros minutos. El tebeo es Hutch Owen, de Tom Hart, una visión mucho más dura pero igual de divertida y llena de humor en la que un homeless antisistema nos muestra, de nuevo, lo estúpido de la sociedad consumista en la que nos arrastramos (genial el capítulo en el que le contratan para trabajar en el mercado de valores). Y ya está, mañana lunes a trabajar y a hablar por el móvil. Así de triste es, sólo nos queda margen para la pataleta.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a El trabajo apesta

  1. La Perse dijo:

    Si hay algo que me aburre y me deprime lo indecible es el arte “social”, sea en el medio que sea… Lo de criticar a la “podrida sociedad capitalista” y todo ese rollo. No por nada, sino por eso, porque si en la vida real me parece ya un rollo, en el arte no mejora. Y nada, que estoy negativa, hoy.Prometo buen rollito para otra vez (pero pónmelo fácil, ¿eh?) 😉

  2. Civ dijo:

    Si en el fondo estoy totalmente de acuerdo contigo, Perse, yo tampoco soporto ese arte propagandístico y social que encima suele recurrir a los recursos más facilones para que nos sintamos mejaor y más “de izquierdas” que nadie (por ejemplo, las pelis de León de Aranoa), pero precisamente Hutch Owen me ha gustado porque su crítica es absurda y desesperada, a sabiendas de que ya nada va a cambiar y que al final todos caemos en lo mismo por mucho que se nos llene la boca con palabras supuestamente revolucionarias.

    Y tú sigue con la mala baba, que mola más 😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s